FAMILIAS INDÍGENAS KICHWAS TRABAJAN CON BARRO


Fuente: La Hora

En la parroquia Madre Tierra, perteneciente al cantón amazónico de Mera (Pastaza), continúan elaborando objetos de barro, no solo para su uso personal, sino también para comercializarlos a turistas.


Sandra Montahuano explica que el barro es especial porque se obtiene del bosque amazónico, ella junto con sus padres y hermanos elaboran una infinidad de utensilios para el hogar.

La Amazonía tiene agua cristalina, tierra, árboles y plantas centenarias; unas usadas como medicina y otras que proveen de materia prima para las artesanías tales como pilches, vasijas, floreros, ollas, collares, pulseras y aretes.


La elaboración de los productos empieza con la recolección del barro en el bosque, lo cual les toma por lo menos un día. Después, inmediatamente, le limpian de todas las impurezas que pueda tener, le preparan y le amasan -como el pan- para luego dar forma a los objetos.

La preparación de los objetos de adornos es diferente a los que son para uso de cocina, los utensilios de adorno, les secan y pintan con colores como rojo, blanco y negro, tintes que son sacados de diversas plantas.


Las ollas tienen un tratamiento diferente, Sandra revela que después de dar forma al barro, frotan al objeto por dentro y por fuera con hojas de guayruro para darle brillo y resistencia. Después se los coloca sobre el humo y se los deja ahumando hasta que llegue a un color negro para de ahí ser llevado al horno de leña.


El trabajo que realizan estas familias busca rescatar las costumbres y hacer de ello una fuente sustentable de trabajo para las nuevas generaciones.

6 vistas